Escribir la vida - don Leandro Perdomo Spínola

En esta semana han seguido los homenajes a don Leandro Perdomo Spínola. El martes 17, en la Biblioteca Municipal de La Villa de Teguise, se celebró un acto a las 20h en el que se inauguró una muestra fotográfica con más de 150 imágenes que nos acercan a la vida del escritor (Arrecife,1921-Teguise,1993). Momentos familiares y con amigos que fueron recordados por los asistentes a la charla-coloquio. Se puede visitar hasta el 17 de enero.
Biblioteca Municipal La Villa de Teguise
Tanto la concejala de Cultura, Olivia Duque Pérez, como el alcalde de Teguise, Oswaldo Betancort, reconocieron la importancia de don Leandro en la historia de Lanzarote del siglo XX y anticiparon que en 2014 una de las calles de Teguise llevará el nombre de tan querido cronista isleño erigiéndose un busto a su memoria.
Se proyectó asimismo un video presentado por el cronista oficial de La Villa, Francisco Hernández, y una de las hijas de don Leandro, Alejandra Perdomo, compartió con el público aspectos del carácter generoso y humanista de su padre como ya hiciera el 4 de diciembre en el Archivo Municipal de Arrecife.  Mario Ferrer, periodista e historiador, ahondó en la etapa más dura de don Leandro durante su estancia en Bélgica como emigrante.

Inauguración "Escribir la vida" (FCM-19.12.2013)
Y el jueves 19, la Fundación César Manrique, inauguró la exposición "Escribir la vida" dirigida por su director, Fernando Gómez Aguilera quien mantuvo con don Leandro diversas conversaciones en los años 80 y sabía muy bien de su bonhomía y extrema solidaridad. Hasta el 20 de abril está a disposición de todos los visitantes con entrada libre.

F. Gómez Aguilera
En Tahiche se han recreado las diferentes etapas del escritor con íntimos detalles que reflejan sin duda el sacrificio de un hombre apasionado por las letras y doliente de una injusta sociedad. A pesar de las dificultades tuvo la valentía de fundar en 1946 un periódico "Pronósticos" con escasos recursos. En Bélgica crea "Volcán"(06.04.1963) en un intento de mantener informada a la clase obrera española; se publica hasta julio de 1968, fecha en la que regresa a Lanzarote por motivos de salud tras detectarle una afección cardíaca. Será el antiguo redactor- jefe, Diego Guigou, quien se haga cargo del periódico. En los años 70 don Leandro quiso recuperar esta publicación, ya transformada con otros contenidos, pero fue en vano experimentando una gran decepción. 

Oficio de sobrevivir
En las salas se respira bohemia (1947-1957) con años de gran actividad cultural  y amistades del mundo del arte que le ilustraron su prosa realista pero también hechos de una existencia sacrificada en las minas luchando por mantener una familia con 5 hijos. El apoyo de su mujer Josefina es crucial. Una ecléctica recopilación de objetos, documentos, imágenes, algunas tan entrañables como las que aparece contando cuentos rodeado de sus nietos con semblantes curiosos por descubrir su desenlace. 
Dedicatorias
Me detengo en sus agudas dedicatorias en las que se refleja su empatía por los más humildes y su acertada crítica a los especuladores. Entre ellas:
- A todos los lanzaroteños que aman la isla de verdad y no negocian (Lanzarote y yo, 1974)
- A los hijos de Lanzarote, Gran Canaria y Fuerteventura que han demostrado un desinteresado amor por su isla y no han especulado. Y a todos los que a las islas han llegado sin ánimo de especulación y lucro. (Crónicas isleñas, 1978)

Una exposición de carácter pedagógico centrada en la fácil lectura de los innumerables textos de este prolífico escritor de periódicos y "hombre anuncio" ya que iba siempre con un ejemplar bajo el brazo. Figura que representa un testimonio costumbrista de la isla y un canto a lo anecdótico en clave de humor como demostró Fernando Gómez Aguilera con el final de una crónica inspirada en el accidente de una camella. 

Entre los proyectos de la FCM destaca la edición de las obras del escritor arrecifeño con un claro objetivo educativo ya que consideran deberían ser de obligada lectura.

Páginas vistas en total

Archivo del blog

Citas

"Viviendo rodeados de señales, nosotros mismos somos un sistema de señales"
José Saramago
"Sólo cabe progresar cuando se piensa en grande,
sólo es posible av
anzar cuando se mira lejos"
Ortega y Gasset
"Concedeme la serenidad para aceptar las cosas que no puedo cambiar, el valor para cambiar las que sí puedo y la sabiduría para establecer esta diferencia"

Epícteto

Comentarios

Seguidores de Facebook

Seguidores de Google+