A Casa y Rotonda José Saramago - Junio 2013

ROTONDA



Biblioteca P. Nobel

La escultura “El olivo de Saramago” será descubierta el sábado 15 de junio en el centro de la rotonda en la que confluyen las calles San Blas, Libertad, Topes y la entrada desde Puerto del Carmen. El 18 de junio se cumple el tercer aniversario de la muerte del Premio Nobel en su residencia de Tías. En este municipio comenzó a vivir el escritor portugués en 1993 otorgándole el título de Hijo Adoptivo en 1999. El Ayuntamiento ha organizado una serie de actividades de carácter popular, coincidentes con las fiestas de San Antonio en Tías, que homenajearán al literato en la inauguración de la glorieta que llevará su nombre.

www.hierrosano.com
El artista lanzaroteño, José Perdomo Guillén, ha forjado la escultura creada por Javier Pérez F.-Fígares, director de la Casa-Museo, según una idea original de la diseñadora conejera Ester Fernández Viña. La figura de 4,50 m de altura representa un olivo (símbolo de paz y sabiduría) formado por las iniciales del Premio Nobel de Literatura.

En su tronco la J de José y la S de Saramago se entrelazan; las ramas en forma de S son empujadas por el viento siroco. Material: acero corten en una base de piedra natural. 

A CASA

 Logotipo A Casa
1.- Ubicación, horario y contacto
     C/ Los Topes, 3 (Tías)
     Lunes a sábado: 10 a 14h. Última visita: 13,30h
     Martes: atención a Centros Educativos
     Entrada: 2 euros (residente) 1 euro (alumnos)
     8 euros (visitante) gratis (menores 16 años)
     Teléfono: 928 833 053
     Reserva grupos: acasajosesaramago@gmail.com
     Página web: www.acasajosesaramago.com
     Facebook. A Casa José Saramago 
                                                             Twitter: @MuseoJSaramago

2.- Historia
El 18 de marzo de 2011 se inauguró "A Casa", un proyecto iniciado por Pilar del Río,  periodista, mujer y traductora de José Saramago, quien decidió convertir en tangible un patrimonio que supone un regalo a la cultura universal. La Casa Museo abrió sus puertas 9 meses después del fallecimiento del escritor, los mismos que él consideraba que el espíritu tarda en abandonar definitivamente la tierra. Una devolución a la vida como el periodo de gestación.
 
 3.- Arquitectura
  Residencia diseñada para ser compartida. Una solo nivel con techumbre plana. Colores
  predominantes: blanco, verde y negro rofe. Sencilla, luminosa y abierta al mar. 

Entrada hogar
4.- Visita


Permite conocer el hogar y biblioteca del literato. Un recorrido aprox. 1 hora guiado o audioguiado (disponible en 6 idiomas). Tras cruzar el portón y un pequeño patio de acceso se entra en una luminosa galería con pinturas, grabados, retratos, piezas de anticuario, objetos  decorativos, joyas bibliográficas e inolvidables momentos reflejados para siempre en los relojes que marcan las 16 h.



Galería
La fuerza de la isla está manifestada en los colores de los lienzos y elementos característicos como la piedra volcánica de la alfombra central donde confluyen las demás estancias. Cada detalle tiene su propia historia y recuerdo significativo invitando a descubrir la existencia de un hombre sencillo, trabajador y comprometido. En Lanzarote, su balsa de piedra, encontró el equilibrio necesario entre trabajo y descanso. “Lanzarote no es mi tierra, pero ya es tierra mía”.
  
Estudio
   
    El estudio es el lugar en el que José Saramago trabajó hasta la construcción del edificio que alberga la biblioteca. En una mesa de pino humilde (cuyas patas fueron mordidas por sus perros recogidos siendo cachorros) escribió Cuadernos de Lanzarote, Ensayo sobre la ceguera, Todos los nombres, La Caverna, El hombre duplicado, Ensayo sobre la lucidez, Las intermitencias  de  la muerte, Las pequeñas memorias…


   Suena la música clásica. Reina el sosiego, orden, simplicidad, respeto y admiración por escritores que le precedieron: Fernando Pessoa, Kafka, Proust, Tolstoi, Joyce o Lorca y enfrente, testigo de su creación, las imágenes que le transportan a su infancia con sus padres y abuelos, un paseo por Timanfaya con su mujer o las que captan parte de la historia de la Literatura como la recepción del Premio Nobel en Estocolmo en 1998. Se respira esfuerzo y sabiduría. Una transformación: De la fase de la Estatua ha pasado a la fase de la Piedra. 

   La vista del mar y su luz inundan el salón a través de la   ventana y la puerta considerados por José Saramago la mejor obra de la casa porque le permitían disfrutar del paisaje. Allí leía, veía la televisión junto a los personajes de sus novelas y también escribía textos para  su blog "El cuaderno" y "El último cuaderno" . El arte como complemento perfecto: 
     * cuadros, grabados, alfarería ...



El dormitorio muestra una íntima habitación que fue testigo de su natural fallecimiento alrededor de las once y media de la mañana. Había desayunado y prefirió descansar un rato más antes de ir a una cita médica.
Sería la despedida definitiva. Rodeado de su familia, de sus libros, fotos, recuerdos de momentos felices de viajes y de seres queridos nos antecedió en esta llamada imprevista.

José y Pilar
La cocina feliz punto de encuentro gastronómico y de conversación con amigos y personalidades de la cultura, políticos o jueces.  Una amplia mesa en la que también se desplegaron sueños como los de Sebastiâo Salgado al mostrar sus fotos a Saramago y acceder el escritor portugués a realizar los textos. ¿Vive aquí su espíritu? Y es que los visitantes se cuestionan si aún está presente. El aroma de un café portugués, su asiento, sus Cuadernos de Lanzarote I y II invitando a la espontánea lectura, las alegres lozas, la flor recién cortada y los detalles nos acercan aún más a su día a día.


Se prosigue por el jardín en el que los árboles (palmeras, pinos canarios, membrilleros, un olmo, granado, olivos) fueron elegidos siguiendo las emociones del literato. La contemplación del océano y su tranquilidad era uno de los placeres de Saramago junto a la piedra en la recientemente ha nacido una flor.

Entrada biblioteca
El patio de la moderna edificación de la biblioteca, inaugurada de manera íntima en julio 2006, nos da la bienvenida con el olivo del Alentejo que el escritor trajo en un avión en una maceta entre sus piernas. Era pequeño pero ahora se yergue con orgullo adaptado a la tierra conejera.

En su interior el espacio en el que el Premio Nobel escribía, leía y conversaba con escritores. Los volúmenes están organizados según el país de origen de sus autores y criterios personales. Allí creó sus dos últimas obras: El viaje del elefante y Caín. En la antesala por iniciativa del grupo Elkarri las palabras de Saramago en portugués, euskera y castellano “Una inagotable esperanza” junto al grabado de Tàpies dan fe de su apoyo sumando voces por conseguir una solución pacífica al conflicto vasco.


Foto: Jesús Porteros

La Sala de Juntas es utilizada como punto de encuentro de alumnos y profesores que realizan una visita formativa a A Casa y para ruedas de prensa. Fue escenario de inolvidables cenas como las que tuvieron lugar en 2009 con la presencia de los escritores Claudio Magris y Mario Vargas Llosa acompañados de sus mujeres.

En la tienda podrán llevarse un recuerdo (camiseta con una de sus reflexiones, agendas, llaveros, imanes, postales, CD, DVD, café portugués) o un libro de la amplia bibliografía de José Saramago.


Páginas vistas en total

Archivo del blog

Citas

"Viviendo rodeados de señales, nosotros mismos somos un sistema de señales"
José Saramago
"Sólo cabe progresar cuando se piensa en grande,
sólo es posible av
anzar cuando se mira lejos"
Ortega y Gasset
"Concedeme la serenidad para aceptar las cosas que no puedo cambiar, el valor para cambiar las que sí puedo y la sabiduría para establecer esta diferencia"

Epícteto

Comentarios

Seguidores de Facebook

Seguidores de Google+